José Díaz Pintado Carretón

Biografía

José Díaz-Pintado Carretón, natural de Argamasilla de Alba, nació el 1 de marzo de 1925 y falleció el 7 de marzo de 2019.

Hombre de singulares características personales, poeta de sonetos muy alabados, por deseo de Vicente Cano perteneció al Grupo Literario Guadiana; más tarde compondría la letra del himno oficial de Argamasilla, música de Miguel Carlos Gómez Perona, encargado por la Agrupación Musical “Maestro Martín Díaz”.

Industrial autónomo durante toda su vida, popular por sencillo, amable y trabajador, desde muy joven se implicó en proyectos comunes , pues de antiguo organizaba actividades deportivas y de toda índole para la Feria y Fiestas de nuestra localidad (presidió el primer Club de fútbol de Argamasilla “El Independiente” y años después el “Cervantes”).

Posteriormente formaría parte del Ayuntamiento como Concejal para los asuntos de Ruidera (entonces pedanía de Argamasilla); perteneciendo además a la Comisión de Información y Turismo y presidiendo la Comisión de Festejos. En sus actividades como concejal, fue el encargado de montar el primer stand en la Feria del Campo de Manzanares. Y tuvo tanto éxito la instalación  que se le concedió al Ayuntamiento ese año: “La Medalla de oro de los Municipios” participantes.

En el año 1980, junto al escultor Cayetano Hilario, el experto en arqueología y medio ambiente Salvador Jiménez  y Juan Alfonso Padilla, presidente de los Académicos (entre otros), fundaría ADERU (Asociación en defensa de Ruidera); colectivo que fue autorizado por el Gobierno Civil el  3/9/1980, número 382 del Registro Provincial de Asociaciones, siendo representado por Díaz-Pintado en numerosas reuniones de medio ambiente.

En septiembre de 1984 Pepe Díaz-Pintado, a petición propia, fue juzgado en el II Juicio Crítico Literario de los Académicos, por un trabajo titulado: “La cuna del Quijote y la tendencia machista de Cervantes”; título que muy claramente expresa el pensamiento de Díaz-Pintado respecto a un tema tan candente actualmente: el femenino.

También realizó una serie de magníficas diapositivas; colección que mostraba a los alumnos de los colegios (no sólo a los de Argamasilla sino a los de otras localidades) para concienciar sobre las bellezas de nuestros paisajes y la conservación de los mismos.

También publicó varios libros. Destaca “El Polémico Guadiana. (Historia y leyenda del río Guadiana Alto)”. Libro editado por Soubriet en 1997, con prólogo de Joaquín Menchén.

Además de todo lo anteriormente reseñado, Pepe Díaz-Pintado, durante mucho tiempo, colaboró con el Área de Cultura de nuestro Ayuntamiento como Guía Turístico. Indudablemente que sus comentarios y trato cordial, su sencillez y los conocimientos sobre distintos aspectos de nuestros monumentos y tradiciones, le valieron para que distintos historiadores y periodistas lo referenciaran en sus trabajos. Entre otros, en la tesis doctoral: “El hombre y el agua de las Lagunas de Ruidera”, cuyo autor es el profesor Juan Carlos Marín Magaz.

Sus consejos, su carácter, sus aportaciones literarias, fueron constantes y numerosas. Por su buen hacer, en septiembre del año 2009, los académicos, presididos por Rodolfo Mateos, le hicieron un homenaje popular. Fue un acto lleno de humanismo y amistad donde su sonrisa y emoción se manifestaron a partes iguales; pues lo clausuró su hijo Pepe, entonces alcalde de Argamasilla y el Consejero de Educación, el también argamasillero José Valverde.

Para finalizar, daremos un ejemplo del texto que se incluye en el libro titulado: “La felicidad de la Tierra”. Su autor, el famoso periodista y escritor Manuel Leguineche, de Pepe Díaz-Pintado dice:  «Argamasilla de Alba: en el parque de estatuas de Cayetano, el Quijote alza la vista hacia la copa de plataneros, Sancho, Dulcinea y Azorín, que se reunió con los académicos de la Argamasilla. Uno de los académicos de hoy es José Díaz-Pintado Carretón, al que acudo a saludar en su tienda de electrodomésticos.

Acepta con gusto pasearme por la ciudad, pero antes tomamos unos cafés en un bar céntrico adornado con collages de Maryilyn Monroe y carteles de películas de Brando y James Dean, muy al estilo de los años sesenta. En la mesa de al lado dos parroquianos se hacen lenguas de lo que trae el periódico en gruesos titulares: “Los vinos manchegos, los más eficaces para prevenir y tratar el cáncer”. Argamasilla de Alba, explica don José, es sin duda el lugar de la Mancha del que Cervantes no quiso acordarse. No hay documentos que acrediten que Cervantes estuviera aquí, pero tampoco que confirme que no estuviese». (Leguineche, 1999: 468-471).

X